Puede el dinero compralo todo?

Septiembre de 2010

Puede el dinero comprarlo todo?

Fiché por una nueva compañía como primer oficial de máquinas. Comenzaba otra andadura, un nuevo reto, nuevamente tocaba arrancar de cero en un sitio donde nadie me conocía.

Desde  que me desembarqué  de mi anterior buque habían pasado 2 semanas. Me habían ofrecido irme a otro buque a ultramar pero no acepté. Yo quería dormir en casa y seguir compaginando empleos. Quería cerquita de casa. Quería buque rápido. Sin camarote, ruta corta, trabajo diario y mantenimiento nocturno, y por las tardes a mi empleo en tierra.

MAPA_NUEVO_20130830

Ya a estos niveles la crisis estaba arreciando y en mi empleo en tierra empece a devolver días que debía a compañeros en metálico. Esta practica a la postre me trajo mas problemas que beneficios ya que se corrió la voz de que las tardes se pagaban generosamente y con la crisis pues el dinero venía muy bien a cualquiera.

Ademas cuando esta practica se hizo mas imprescindible que nunca como detallare mas adelante se convirtió en una razón mas de preocupación y control y por tanto una actividad generadora de estrés.

En esta nueva compañía dí un salto en cuanto a nuevos conocimientos se refiere. Ademas conocí a los mejores maquinistas que he conocido a lo largo de mi andadura profesional, pero el gran hallazgo fue el fichaje estrella de la compañía para ese año:  El AS

sudadera-el-padrino-marioneta-large2

Ya en mi etapa de becario había oído hablar del AS, una leyenda viva del mundo del transporte de pasajeros con buques de alta velocidad, pero no lo conocía en persona y trabajar bajo su gestión fue un nuevo reto. Poniendo a prueba continuamente al departamento de
maquinas solo te quedaba como única opción estar al día de todo y por supuesto no cagarla. Si te entrevistabas con el por algún suceso técnico acaecido en el buque sentías esa gota de sudor helado recorrer la frente porque era imposible darle coba. Lo sabia todo.

En Septiembre de 2012 llegó el esperado premio.

Uno de los buques de la compañía tenía que salir a hacer un
refuerzo  y me propusieron ser el Jefe de Máquinas durante un periodo de 3 días. Fue muy corto pero así se empieza. Esta fue la primera vez que despaché como Jefe.

998576_589519584431813_1813430313_n

Este día el AS no se despego de mi. Todo el tiempo anduvo evaluando mi comportamiento, mis conocimientos, mis reacciones ante el panel de alarmas…ese día más que nunca no podía fallar.
Y así inicié 2013, como flamante Jefe de Maquinas Titular de uno de los  buques que mas dinero generaba para la compañía, a la edad de 36 años.

La diferencia entre ser Jefe del Departamento y ser el Primer Oficial era abismal.

Mientras que siendo Primero no hablabas con ningún superintendente y ni te enterabas cuando el Jefe hablaba siendo Jefe te llamaban hasta cuando el buque aparecía en Internet dando menos velocidad de la habitual para saber que es lo que estaba fallando.

Si fallaba algo era culpa del Departamento de Maquinas, eso siempre. El departamento de cubierta formado por el Capitán y Oficiales de cubierta no asume nunca absolutamente ninguna responsabilidad a menos que no quede otra. La culpa de todo la tiene La Maquina.

411184

La tensión del puesto era impresionante. Nada podía fallar. El coste de un buque parado incluyendo salarios de personal a bordo más lo que deja de ganar puede rondar en torno a 200.000€ diarios de forma que es muy importante no pinchar, y  en temporada alta menos aun.

Tras todo lo anterior no es muy difícil comprender que el puesto requería implicación 100%.

Aun así yo seguía compaginando con mi empleo de tierra.  La realidad era que me había adaptado a una realidad que era imposible de mantener tanto en el ritmo como en gasto, porque absolutamente todo el dinero que entraba en casa acababa saliendo. Era incapaz de ahorrar nada. Tenia un nivel de gasto como poca gente tenia.

Irse de vacaciones era muy habitual y no había limite de gasto.

Tenia la conciencia tranquila y la batalla moral ganada porque “me merecía esas vacaciones por tanto esfuerzo”

Estaba metido de lleno en La carrera de la Rata.

carrera rata

Por un lado estaba de Jefe de maquinas de un buque mercante de 800 pasajeros, por otro lado tenia a gente que iba a trabajar por mi a mi empleo en tierra que cada vez me originaban mas quebraderos de cabeza, tenia al jefe de departamento de mi empleo en tierra detrás mía para pillarme haciendo esa ilegalidad, trabajaba las 9 horas del buque y cuando podía iba al otro empleo a trabajar otras 7 y solo aparecía por casa para dormir….la situación no solo  estaba fragmentando  mi estado de salud dándome situaciones de estrés y ansiedad, también estaba agrietando mi matrimonio.

Mi esposa andaba sola cuidando a los hijos y cuando yo aparecía casi siempre acabábamos discutiendo y gritando.

Económicamente la familia estaba cubierta

Mas pronto que tarde todo iba a explotar…. si no explotaba yo antes….

Y así fue…el 27 de agosto de 2013 al llegar a casa por la noche encontré mis maletas en la puerta…

descarga

Carrera de la rata

 

Si te gustó, Compartelo!!